Hipoteca denegada después de tasar

Escuela de hipotecas
11 ago. 2022
TIEMPO DE LECTURA: 5Mins

hipoteca denegada después de tasar

¿Qué hago si me han denegado la hipoteca después de tasar?

Has acordado el precio de la casa y también las condiciones de la hipoteca pero cuando creías que estaba hecho, la tasación cambia todo de repente. 

En otras palabras, tienes casa, pero no el dinero de la hipoteca para pagarla. ¿Qué puedes hacer? Esto es una realidad que puede pasar, pero no es lo más habitual y tiene solución. 

¿Por qué pasa?



Para entenderlo, vamos a recordar cómo se puede solicitar una hipoteca. Antes de concederte la hipoteca, todas las entidades financieras realizan el perfil crediticio o el perfil de solvencia. Esto corre a cargo del departamento de riesgos. Y es una de las partes clave para saber si te concederán la hipoteca.
Ahí es donde analizan tus ingresos, situación económica y también porcentaje de financiación sobre el valor de la vivienda, que se determina con la tasación de la casa.

Lo más normal es que en un primer contacto la entidad no necesite conocer el valor de tasación y que baste con el valor de compra para hacerse una idea inicial de si te pueden conceder la hipoteca.  Sin embargo, la tasación será imprescindible porque el importe que te prestará el banco estará condicionado por el valor del inmueble que un tasador homologado haya reflejado en su informe oficial. 

Para que lo entiendas mejor, vamos a verlo con un ejemplo. Has encontrado la casa de tus sueños, llegado a un acuerdo con el propietario por 150.000 euros y buscas una hipoteca. Como quieres una hipoteca rápida y sabes que no todas las entidades financian la compra entera de la casa, has ahorrado 30.000 euros o el equivalente a un 20% del precio, que aportarás por tu cuenta.

Llega el momento de tasar la vivienda y el resultado es que no vale 150.000 euros. Su valor de tasación es de 130.000 euros menos. Lo primero que haces es llevarte las manos a la cabeza y plantearte si estás haciendo una buena compra, lo segundo, descubrir que te han denegado la hipoteca. Y es que la entidad solo financiará hasta un 80% del valor de tasación de la vivienda o 104.000 euros. El resto tendrás que buscar la fórmula para encontrarlo.

El resumen de lo ocurrido es que, tras la tasación, el riesgo ha cambiado considerablemente para la entidad financiera y se tiene que volver a recalcular el importe de la hipoteca. Recuerda que una hipoteca es un préstamo donde la casa actúa como garantía y la casa que querías ya no vale lo que tú pensabas.

Qué hacer si el banco te deniega la hipoteca tras la tasación



Primero tienes que saber por qué han rechazado la hipoteca y, después, buscar con la entidad una solución. 

¿Cómo actuar en caso de que la entidad te deniegue la hipoteca después de tasar?

Es fácil que la respuesta inmediata sea la de preguntar en otra entidad. Parece lógico, pero no es una buena solución, a no ser que quieras volver a tasar la vivienda y exponerte a que otra tasadora llegue a la misma conclusión. Si sucede, tendrás el mismo problema. Si quieres una nueva hipoteca, tendrá que ser una que cubra más del 80% del valor de tasación de la vivienda.

Por fortuna, hay una alternativa para resolver este inconveniente. La más común es buscar un avalista que te respalde o firmar una hipoteca con doble garantía, en la que un segundo inmueble actuará como garantía adicional durante un tiempo (hasta que hayas pagado suficiente dinero de hipoteca como para que el préstamo suponga un 80% del valor de tasación).

Por último, podrías pedir un préstamo personal para cubrir la diferencia. Esta es la menos conveniente de las opciones, porque afecta a tu capacidad de endeudamiento y eso es uno de los factores que estudia la entidad a la hora de concederte la hipoteca. 
Una entidad financiera puede ayudarte a solventar estos inconvenientes si cuenta con expertos en hipotecas que te ofrezcan soluciones concretas según surjan los problemas. 

 

  • satisfaccion

    Con explicaciones claras y la letra bien grande.

  • gestorpersonalizado_icon

    De persona a persona. Hoy te inscribes, mañana te llamamos.

  • producto-personalizado

    Adaptado a tu vida, la hipoteca que te queda como un guante.