10 consejos para viajar con niños

  /   Tiempo de Lectura: 3 minutos
  /  Tu casa y Tú

Muchos adultos piensan que tener niños es un impedimento para viajar, sin embargo, no tiene por qué ser así. Es verdad que no es lo mismo viajar con un bebé de 4 meses que con un niño de 7 años pero, sea cual sea tu caso, en Hipotecas.com te damos 10 consejos para que viajar con niños no sea misión imposible.

Viajar con niños, una tarea difícil pero no imposible

1.    Asegúrate de tener la documentación en regla

Todas las personas, aunque sean niños, necesitan su propia documentación. (DNI, pasaporte o permisos). También debes tener en cuenta que algunos países piden visado a los ciudadanos españoles por lo que deberás asegurarte antes de viajar. No importa que tu trayecto sea por España, asegúrate de que el DNI está en regla.

2.    Ve con tiempo de sobra

Es preferible pasarte horas haciendo cola antes que ir corriendo y con prisas. Intenta salir de casa con tiempo suficiente. Un consejo: aprovecha que vas con tiempo suficiente para jugar con los niños en la zona de juegos del aeropuerto; cuánto más jueguen, más cansados subirán en el avión y antes se dormirán.

3.    Carro o mochila, indispensable

Esta decisión es quizás la más importante; ¿mochila porta bebé o carrito? Si tiene menos de 3 años es impensable no llevar alguna de las dos opciones. Ten en cuenta que serás tú quien le lleve, por lo que elige la opción que sea más cómoda para ti.

Lleva también algo de comida para las hambrunas repentinas de los más pequeños. En un avión la comida infantil sí está permitida aunque sean líquidos de más de 100 ml, solo tienes que enseñarla al pasar el control de seguridad para que sea comprobada.

De la misma manera, cuando recorras tu destino, incluye en tu mochila tanto comida para ellos como agua, nunca se sabe en qué momento les entrará hambre.

4.    Identifica a los niños

No tiene por qué pasar nada, sin embargo, para quedarte tranquilo es aconsejable identificar a los niños mediante pulseras donde se indican el nombre, dirección, teléfono de contacto, etc. Si eres de los que va un paso más allá también existen localizadores GPS, como pequeños llaveros, para introducirlos en su bolsillo o mochila para tenerlos controlados desde el móvil.

5.    Ojo con el equipaje

Cuando viajas con niños tienes que tener los cinco sentidos puestos en ellos, por lo que debes intentar llevar el menor número de bultos posible para tener controlada la situación. Si puedes cárgate más cosas a la espalda y deja las manos libres para ayudar a los más pequeños.

6.    No te olvides del botiquín

Una parte del botiquín que lleves de viaje debe estar reservado para los niños. Tanto medicación específica infantil como tiritas y cremas serán indispensables en cualquier viaje que hagas, ya sea nacional o internacional.

7.    No dejes que se aburran

No olvides llevar algo de entretenimiento para ellos como juegos, pinturas o la tablet para que estén ocupados en los momentos de descanso. Te será de gran ayuda para los largos trayectos donde no hay manera de dormirles.

8.    El bebé en los aviones

Generalmente, cuando compramos un billete de avión, debemos indicar que viaja un bebé con nosotros. Hasta los dos años de edad se considera bebé, y de 2 a 11 años niño, sin embargo cada aerolínea fija unas tarifas para los más pequeños, ya sea un descuento o pagar solo un porcentaje de un billete de adulto.

Los cambios de presión en los vuelos repercuten directamente sobre los oídos de los más pequeños, por lo que es recomendable es que durante el despegue y el aterrizaje los bebés usen chupete o biberón para que muevan la mandíbula y descompriman los oídos. Si son más mayores pueden usar chicles o caramelos, hará el mismo efecto.

9.    Viaja de noche

A la hora de reservar los billetes de avión ten en cuenta la hora. Es aconsejable coger vuelos nocturnos para que los niños pasen la mayor parte del trayecto durmiendo; el viaje se les hará más corto y tú irás más tranquilo.

10.  Planifica tu viaje pensando en ellos

Organiza tu agenda de manera que dejes huecos de tiempo libre para dedicárselo a ellos, para que corran, jueguen y se diviertan, y no seas demasiado optimista a la hora de visitarlo todo, puede que tengas que renunciar a más de una visita para que los niños echen un rato en unos columpios.

Aunque la idea de viajar con niños puede resultar agotadora, lo más importante es que no te olvides de una cosa: ¡disfruta!

Las publicaciones contenidas en Entucasa, el Blog de Hipotecas.com, tratan temas de actualidad que pretenden ser de utilidad para nuestros lectores. No obstante, es posible que algunos de los post menos recientes contengan información no actualizada, por ello es necesario que compruebes siempre la fecha de publicación del post.

Artículos relacionados